Publicidad

La crisis económica eliminará en el primer trimestre de 2009 los empleos creados durante 2007 y la primera mitad de 2008

Adecco acaba de publicar los resultados del Indicador Laboral de Comunidades Autónomas Adecco (ILCA) del tercer trimestre y las previsiones para el primer trimestre de 2009.

De este estudio se sacan varias conclusiones. En primer término destacar que la situación del mercado laboral español se deteriora de modo más rápido del previsto. Muestra de ello es el incremento interanual de la tasa de desocupación, de 3,3 puntos porcentuales en el tercer trimestre de 2008, aumento de una magnitud que no se había registrado desde finales de 1993.

De igual forma, el número total de personas ocupadas ha disminuido en la comparación interanual por primera vez en 14 años. No obstante, la destrucción de puestos de trabajo debe ser interpretada como parte del proceso de corrección desordenada de los desequilibrios acumulados durante años. En el caso particular del mercado laboral dicho desequilibrio se traduce en un aumento de los costes laborales por unidad producida como consecuencia de que la productividad del trabajo (producción por persona ocupada) ha tenido una evolución inferior a la del salario medio real.

Al no ser atendido adecuadamente, ese desequilibrio ha iniciado un reajuste “automático”, mejorando la productividad mediante la eliminación de puestos de trabajo.

Los datos del tercer trimestre muestran la primera caída interanual en el número de ocupados desde el tercer trimestre de 1994. El descenso ha sido de 164.300 empleos, equivalentes al 0,8%. Esto significa que ninguna de las 642.600 personas que comenzaron la búsqueda de una ocupación (aumentando la población activa en un 2,9% interanual) pudo encontrarla.

Así, el primer trimestre de 2009 experimentará una dinámica laboral similar a la descrita con anterioridad. En otros términos, lo que cabe esperar es la prolongación del deterioro en el empleo, con nuevas pérdidas de puestos de trabajo, así como mayores incrementos del paro, aún considerando una ligera moderación en el incremento de la población activa (es decir, una atenuación en el crecimiento del grupo de personas que comienza la búsqueda de empleo).

Según Adecco, la cantidad de parados ascenderá a un ritmo cercano al 40% cada doce meses. En marzo, habrá 853.000 personas sin empleo más que en el mismo mes de 2008 (un aumento de un 39,2%). Más significativo aún, el número total de parados volverá a superar los 3 millones, alcanzando a 3.027.000 de personas, con lo que será el contingente más numeroso desde mediados de 1998.

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *